miércoles, 20 de enero de 2010

Nate Robinson

Quizá está sea la última temporada de Robinson en los Knicks, pero todavía tiene tiempo para dejar algunas de sus perlas, de su asombrosa potencia en el salto, y de su carácter de jugón. Frente a los Pistons, en una nueva victoria de estos soprendentes Knicks (por lo poco que se esperaba de ellos este año), dejó de nuevo muestras de su calidad con 27 puntos (11/18) y éste precioso Alley-Oop a pase de Duhon...



El pequeño jugador de los Knicks tiene muelles por piernas. Con apenas 1'75 de altura el bueno de Nate es capaz de machacar el aro sin contemplaciones. Este año las cosas no están funcionando demasiado bien para él. Querido por el público del Madison (que todo sea dicho de paso ya no es lo que era), Mike D'Antoni le tuvo apartado de la rotación en 14 partidos. Parece que su regreso ha venido acompañado de una lectura del juego más colectiva, su carácter individualista no era del agrado del entrenador italo-americano, y Nate tiene claro que tiene que cambiar su juego si quiere disfrutar de minutos y volver a colocarse en el mercado. Su futuro parece claro está fuera de Nueva York.

El jugador, nacido en Seatle, ya es parte de la historia de la NBA. El 18 de febrero de 2006, Robinson ganó el concurso de mates, superando a Andre Iguodala. Su victoria fue polémica ya que necesitó 14 intentos para lograr el mate final. En el mate más memorable de la noche saltó sobre el campeón de 1986, Spud Webb, en un encuentro entre dos míticos bajitos. Robinson recibió un 50 de puntuación, aunque no fue el mate decisivo.

La temporada pasada, en el concurso que participó también Rudy Fernández, se proclamó de nuevo campeón del concurso de mates, haciendo el papel de "Kryptonyte" derrotando a "Superman" Howard, saltando por encima de él...



Este año, en el All-Star de Dallas, el pequeño Nate volverá a demostrar la potencia de su salto. Quizá sea la última vez que lo haga, y quizá también sea la última vez que se le vea en un acontecimiento de este tipo con la camiseta de los Knicks.

Aunque es un jugador polémico y con poca aportación al juego de equipo, no hay duda que algo ha contribuido a que muchos sigan mirando los partidos del equipo de la Gran Manzana. Y eso, con la dinámica de las últimas temporadas, no es poco.

7 comentarios:

Bango dijo...

A mi me cae bien el pequeñajo de los Knicks, pero sí que es verdad que su aportación al equipo es bastante escasa. Me recuerda al caso de Desmond Mason aunque éste tiene un poco más de tiro. Veremos que hace en el All-Star

Lukkas dijo...

Bajito y peleón. Así quedamos pocos :-) Sinceramente Robinson no es jugador para los Knicks.

J-Bo dijo...

Creo que lo va a tener complicado en el concurso de mates... yo me quedo con ese partidazo que se marcó ante los Hawks, puede ser?

Saludos.

The Virus dijo...

Le veremos en Boston dentro de poco? quién sabe, al menos se rumorea...

Saludos...

Jacobo Rivero dijo...

Por cierto, os recomiendo el artículo de Gonzalo Vázquez en ACB.com sobre "el deplorable proceso [...] según el cual las campañas superan con creces al producto", en referencia a la buena campaña de promoción del 'NBA Slam Dunk', y la mala calidad de los elegidos.
http://blogs.acb.com/blog/elpuntog/post/dos-joyas-del-verso-negro

Muy bueno. Un saludo y gracias por los comentarios.

Jacobo Rivero dijo...

@ Bango: Se da un aire, pero Nate gana como solista.

@ Lukkas: Eso pensamos todos, y D'Antoni el primero. Robinson no tiene sitio en los Knicks, aunque parece que se está adaptando a la 'nueva' dinámica.

J-Bo: Por ahí he leído que el primero que no le hace gracia el concurso es al propio Nate, así que no parece que vaya con ganas de ganar y repetir. Veremos.

@ The Virus: Eso he leído, pero si ya me parece que encaja poco en la idea que se quiere de los Knicks, me cuesta más imaginarlo en la idea que se tiene de los Celtics. Sería un paso atrás.

Almanzor dijo...

ate me gustaba mucho en la Universidad con los huskies, lo veía como una base bajito y anotador, pero que influía mucho en las victorias (no tanto como Roy), pero desde que llegó a la NBA me ha ido cayendo peor por días. No lee bien el juego, es individualista, pierde muchos balones, es más payaos que jugador, siempre mirando a las cámaras. como dices, el MSG no es lo que era, porque de adorar a Charles Oakley o John Starks a esto...

2 concursos de mates sin merecerlo. Este año qué hará para ganar??

Saludos